NO al maltrato a los menores, físicos ni psiquicos

. jueves, 23 de julio de 2009

Hola queridos lectores, hoy quiero contaros un hecho real, el maltrato físico y psicológico de un menor por un hombre, le ha sucedido ayer martes, él tiene 13 años cumplidos de hace apenas una semana.
Yo vivo en Gijón, en el barrio de Portuarios, mi hijo estaba jugando con todos los niños del barrio en el parque.
Mientras le daba uno de los compañeros una patada al balón su playero salió volando su playero, sabéis que ahora se suelen llevar sin atar, por mala suerte cayó encima del tejadillo del bar de planta baja que está en el mismo parque, El balcón del Mar (nombre el local).
Otro de los que estaban compartiendo juego, el más pequeño y delgadito, se subió a coger el playero de su amigo.
Desde más arriba uno niño, amigo del hijo del dueño del bar, lo vio y corrió a contarlo dentro del local.
Mi hijo, Arón, le recriminó a ese niño el haber ido a chivarse, le tiró el balón y le dio en la espalda.Vuelven de nuevo al bar a decir lo ocurrido y salió el dueño de El balcón del Mar, desde el mismo gritó a Arón "tú ven aquí", el niño ya asustado no obedeció a la orden, entonces se encaminó él a donde estaban todos los amigos, a llegar a la altura de los mismos agarró a mi hijo por su muñeca izquierda, con la suficiente fuerza para romperle el reloj, que le cayó con la misma.
Arón asustado y humillado por la forma y delante de sus amigos bajó la cabeza, ya casi llorando.
No le pareció bastante, que le pegó una fuerte colleja dándole una nueva orden "levanta la cabeza y mírame a los ojos", el niño lo hizo por el miedo que le estaba dando, pero no pudo más y echó a llorar.
Por suerte todo quedó ahí, mi hijo no me lo pudo decir hasta mas o menos dos hora después, yo había ido a comprar y no estaba a esa hora, mas o menos a las 6 y media de la tarde.
Ya me extrañó que Arón viniese tan pronto para casa ese día, ahora en verano todos los niños están hasta tarde en el barrio, es como un publecito y están todos juntos, los mas mayores y los pequeños.
Nada más entró ya le pregunté porque estaba tan pronto, comenzó a contarme lo que le había sucedido, estaba muy dolido, y claro que no era para menos.
Ya no eran los golpes, ni el reloj, que además la mujer de este hombre se río de Arón al decir que ese reloj era un regalo, en general se sintió humillado, yo conozco a mi hijo, se por su tono al contarme las cosas como se ha sentido.
No digo que él haya hecho bien al recriminar al otro niño, también pequeño mas o menos de su edad, ni estuvo tampoco bien que le tirase el balón.
Pero desde luego yo soy la indicado para decidir si eso está bien o mal y ser yo quien le pone un castigo si se lo merece, pero no pegarle ni yo ni nadie.
Jamás he pegado a Arón, es un niño que es cabezón, pero también es un niño que escucha, que intenta corregirse si se habla con él y así lo hacemos siempre, tanto su padre, la mujer del mismo y yo.
Su hermano y el chico con el que yo vivo lo mismo, siempre hablan con él, le exponen las cosas, le hacen razonar, por supuesto ese es el modo y nunca la fuerza.
La violencia tan solo trae más violencia y rebeldía, yo he sido una niña a la que me han pegado mucho y no ha servido más que para hacerme más terca y violenta, no obedecía por ello, todo lo contrario, sin embargo si me hablaban bien me hacían incluso llorar, porque entendía lo mal que yo hacía las cosas.
Yo intenté hablar con el hombre, me lo negó todo, le enseñé el reloj, insistió que no lo había tocado, seguido de salir yo del bar, bajé hacia mi casa, me encontré con varios niños y niñas, a todos por separado les pregunté que era lo que había sucedido, entonces me contaron la misma versión, incluso peor, por lo visto no solo agredió a Arón, si no que insultó a todos los críos que allí había, siento el vocabulario que voy a usar, tan solo para que sepáis toda la verdad.
Entre un montón de tontería más les llamó "hijos de puta, vuestra puta madre, iros para vuestro barrio", es un hombre que no sabe controlarse, no sabe ni lo que dice, todos los niños estaban en su barrio, él es precisamente el único que no es de Portuarios, hace apenas un mes que ha abierto el bar que antes era el hogar del barrio para los jubilados.
Arón después al preguntarle yo por los insultos, me dijo exactamente los mismos que habían dicho los demás niños.
No pude menos que ir a la comisaría de policía y hacer la denuncia oportuna de los hechos.
Ya no por que ha pegado a mi hijo, porque ya no puedo evitar lo sucedido por desgracia, pero al menos que esto no vaya a pasar nunca mas con otro del barrio, le servirá para saber que eso no se hace.
Los niños tienen padres, que somos los indicados para actuar ante el comportamiento de nuestros hijos, incluso si le hacen daños en las tejas, le rompen un cristal, no se cualquier cosa, yo al menos, supongo que todos los padres en general, nos haremos cargo y pagaremos los desperfectos.
Siento haberos hecho tan extenso la entrada, pero es necesario que estas cosas se denuncien, que nadie repita nunca un maltrato ni a un menor ni a nadie.
Os dejo unas poesías que encontré en el blog Me crecen los enanos en la entrada Pegar a un niño
son el grito de un niño maltratado.

Tus golpes no sólo hieren mi cuerpo...
¡Golpean mi corazón!
Me hacen duro y rebelde,
terco, torpe y agresivo.
Tus golpes me hacen sentir miserable,
pequeño e indigno de ti... mi héroe.
Tus golpes me llenan de amargura,
bloquean mi capacidad de amar,
acrecientan mis temores y
nace y crece en mí el odio.
Papi, tus golpes me alejan de ti,
me enseñan a mentir,
cortan mi iniciativa y mi creatividad,
mi alegría y mi espontaneidad.
No me golpees más...
soy débil e indefenso ante tu fuerza;
tus golpes enlutan mi camino,
y sobre todo endurecen mi alma.
La fuerza de tu razón es superior
a la fuerza de tus golpes;
si no te entiendo hoy
¡pronto lo haré!
si eres justo e insistes en explicármelo…
Más poderosos que tus golpes,
más efectivos y grandiosos
son tu afecto, tus caricias, tus palabras.
Papi tu grandeza no está
en el poder de tu fuerza física.
Tú, mi héroe, eres mucho más
cuando no necesitas de ella para guiarme...
Bajo la cama
Con un niño maltratado
Esta, mi amor escondido,
Metido bajo la cama
Doblado como un ovillo,
Esperando nuevos golpes,
Esperando nuevos gritos.
Con las manos en la cara
Tapa también sus oídos;
Llora muy bajo
Para que no puedan oírlo.
A veces por el cansancio
se va quedando dormido
y, sueña que si, lo aman
como lo merece un niño.
De repente se despierta
Temblando esta vez de frío,
sin nadie que lo caliente,
en el absoluto olvido.
Se pregunta "¿y yo que hice?"
He sido bueno, lo he sido.
Pero no hay razón alguna
para maltratar un niño
La confianza y la inocencia
Quedarán en el olvido;
Endurecido y violento
así crecerá el niño.
Y mi amor se quedará
Por siempre, siempre escondido
Pues el miedo le dirá
Si sales será lo mismo.
Escrito por Emilio Asis Catichas Cáceres
Sabéis que podéis dejarme un comentario para decirme vuestra opinión, este blog se alimenta de todos vosotros.
Podéis seguir todo lo que escriba desde vuestro correo electrónico, arriba a la derecha está la suscripción, es muy sencillo y así os llegará por email todos mis artículos.
También recibo vuestros mensajes a pitusa38@siemprejoventodo.com para decirme lo que deseéis o pedirme consejo sobre cualquier cosa que esté a mi alcance.

9 comentarios:

Leni dijo...

Es desgarrador.
Quién levanta la mano hacia un débil es un cobarde.
Te lo digo yo que sé de eso.
Recordé que...uf

Muchos besosssssssssssssssssssssssssss

pitusa38 dijo...

Así es Leni, es un cobarde, yo también se demasiado de ello, por eso aún me ha dolido más lo de mi hijo, no lo quiero para mí y menos para los que quiero, mis hijos.
Un besazo preciosa, tu comentario me ha recordado a mi tambien que .... uffffffff!!!
;)
Muakssssss

Merlianax dijo...

Hay quienes creen que por el tamaño pueden abusar de los demás.. me molesta eso!

No tengo niños, pero me gustan los niños, los de mis primos, los de mis amigas, y con respeto y amor se logra llegar más lejos

Ojala ese hombre se vaya de ese barrio, o por lo menos se de cuenta y reconozca sus errores

Besios

pitusa38 dijo...

Hola Merlianax, ya he encontrado tu blog, me he quedado esemismada mirandolo, me gusta mucho.
Gracias por pasarte y dejarme tu firma, si es cierto que me gustaría que ese hombre aprenda, espero que así sea.
Un beso

Nomada dijo...

Creo que esta historia nos hizo recordar a muchos, la propia. Muchos padres han golpeado a sus hijos por impotencia, al no saberles guiar y no lograr ser obedecidos; no por maldad o desamor. Es el caso de muchos de nosotros, hoy buenas personas, en la mayoría de los casos. Y otros que quedaron por ahí perdidos en el camino. Ahora sabemos que los golpes no ayudan en la educación de un hijo, por el contrario, complica más el problema, ya que afecta al niño en su autoestima, y despúes éste buscará amor por otros medios y en otros lugares...a costa incluso de sí mismo.
Saludos Pitusa,

pitusa38 dijo...

Gracias por tu contribución a esta entrada, un beso Nómada

analia dijo...

en esoo tiene mucha razon pues varios niños estan traumatizado por lo qe le pasa con los padres o su padrastro o madrastra .

¡queremos hacer un bien a los niños y no
Maltratemos a ningun niño!! por favor

July dijo...

Ya habia leido el post de tu hijo en su blog.

Esun canalla, y es una pena k haya gentuza asi en nuestra sociedad.

Espero k se resuelva, bezzz

pitusa38 dijo...

Gracias July, si ya te vi en el blog de mi hijo, gracias por tu apoyo, como bien dices ojalá se resuelva todo como debe ser.
Un beso

Suscripción

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Buscador

Búsqueda personalizada

Contacto

Puedes escribirme a mi correo electrónico, te atenderé lo antes que me sea posible, acepto sugerencias. Ya sabes que no hay nada de lo que no puedas hablarme, yo no te juzgaré. pitusa38@siemprejoventodo.com

Seguidores

Perfil

Mi foto
La vida da mil giros inesperados, no digas que no, todo merece la pena.

Posts recientes

Se ha producido un error en este gadget.